decalogo-para-padres-de-deportistasEres su modelo a seguir, también cuando practica deporte.

Si te gusta que tus hijos practiquen algún deporte, seguro que no es solo por el beneficio físico que eso implica, que también. Muy posiblemente estás convencido, como nosotros, que la práctica de un deporte tiene que ir unido a una serie de valores como son el respeto, el compañerismo, el esfuerzo, el trabajo en equipo…

Sin embargo, y desgraciadamente, muchas veces lo que hacemos está en antagonismo con lo que predicamos.

Nuestros hijos aprenden de nosotros, de lo que decimos, pero sobre todo, de cómo nos comportamos. Ellos lo que hacen en realidad es copiarnos contínuamente. Ya sabemos que un padre o una madre lo es 24 horas al día, no hay ratos libres. Es lo que toca.

Por eso hemos preparado este pequeño decálogo para padres de deportistas, con algunos consejos que esperamos te sean muy útiles en caso de que quieras que tu hijo o hija sea un buen deportista (pero no solo marcando goles, o haciendo más puntos que los demás, que eso, realmente es secundario). Ahí van:

Decálogo para padres de deportistas

1.- Intenta que tu hijo practique el deporte que realmente le guste. Si lo suyo es el baloncesto (por ejemplo) no insistas en que tiene que ser como Nadal. Lo único que conseguirás es que acabe odiando el tenis.

2.- Anímale y apóyale en cada competición, partido o entrenamiento. Nadie se está jugando la vida, no le grites ni le humilles. Está intentando disfrutar, deja que lo haga.

3.- Que tu primera pregunta después de un partido o un torneo sea siempre “¿Que tal te ha ido?”. No si ganó o perdió… ¿qué mas da eso?

4.- Respeta siempre, siempre, siempre… a su entrenador y sus decisiones. Aunque no te gusten, ni se discuten.

5.- Por supuesto, jamás menosprecies a ninguno de sus compañeros. Ninguno es peor que él, aunque para tí él sea el mejor de todos.

6.- No insultes jamás a un árbitro en su presencia (y esto vale para cuando estés viendo un partido en televisión). Aunque haya pitado el penalti más injusto del mundo contra tu equipo. A tu equipo le va a dar igual, a tu hijo no. (Esta norma suele ser difícil de cumplir. Pero hay que intentarlo)

7.- Si tu hijo tiene un mal día, anímale. Otro día lo hará mejor, seguro.

8.- Si vais juntos a un partido, compórtate como él espera que hagas. No grites, no te enfades y no te portes como un energúmeno. No le decepciones, haz que se sienta orgulloso y que quiera volver otro día contigo.

9.- Tu hijo no es Mesi, ni Ronaldo, ni Nadal, ni Gasol. Ni falta que hace. Déjale disfrutar con el juego, porque es un juego, no lo olvides. Ensalza todo lo que haya hecho bien, él y sus compañeros, y minimiza lo que ha salido peor. Habrá más partidos, torneos o competiciones, seguro.

10.- Por encima de todo, disfruta con tu hijo del deporte. Puede que no sea el mejor jugador del mundo… ¿importa mucho eso?

Estos son nuestros 10 consejos de oro para los padres de deportistas. ¿Que te parecen? ¿Añadirías algo? ¡Déjanos un comentario!

Decálogo para padres de deportistas
Etiquetado en:    

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *